Política

CONFESIONES DE LAVAGNA EN UN ALMUERZO SINDICAL

En la sede de Gastronómicos, escucharon al ex ministro gremialistas como Carlos Acuña, Luis Barrionuevo, Roberto Fernández y Armando Cavalieri. Espera un paso al costado de Cristina Kirchner y de Sergio Massa.

Roberto Lavagna le confesó al grupo de sindicalistas que lo recibieron en la sede de Gastronómicos que va a ser candidato presidencial por un frente nacional. El ex ministro, cada vez más entusiasmado con su aspiración electoral, reconoció ante los gremialistas que no tiene problema en negociar con el peronismo para hacer un frente común. Eso sí, siempre y cuando él sea la cabeza de la futura fórmula presidencial. El encuentro, organizado por el jefe de los gastronómicos, Luis Barrionuevo, tuvo al ex ministro como invitado especial quien llegó acompañado por su hijo Marco Lavagna, diputado nacional del Frente Renovador.

Alrededor de Lavagna se sentaron, entre otros, el co-secretario general de la CGT, Carlos Acuña, junto a los integrantes del Consejo Directivo Omar Maturano (La Fraternidad), Roberto Fernández, de la UTA, José Luis Lingeri (Obras Sanitarias) y Armando Cavalieri, de Empleados de Comercio. No es la primera vez que los Lavagna participan de las reuniones que organiza Barrionuevo. En enero pasado, el gastronómico realizó un almuerzo en Mar del Plata y en esa oportunidad también estuvo presente Marco, el hijo. Por ese entonces la posible candidatura del ex  ministro estaba recién comenzando a comentarse.

En este encuentro, Lavagna reconoció que quiere ser el candidato presidencial de un gran frente donde participen radicales y socialistas pero, según comentaron algunos de los presentes a PáginaI12, dejó abierta la posibilidad de alcanzar un acuerdo con todo el peronismo. Eso sí, Lavagna quiere ser el candidato presidencial y no ser parte de una competencia interna. El ex ministro considera que es conveniente que tanto Cristina Kirchner como Sergio Massa den un paso al costado para estos comicios presidenciales y ser él quien confronte con Mauricio Macri.

El grupo de sindicalistas que estuvo en esa reunión mantienen desde hace tiempo diferencias con las huestes de la ex presidenta y no ocultan su desagrado ante la posibilidad de que ella vuelva a ser candidata. En ese sentido, miraron primero con entusiasmo a Massa e incluso a Juan Manuel Urtubey, aunque ahora dicen que el salteño “ya no mide ni siquiera en su provincia”. Por eso ahora lo prefieren a Lavagna, al que lo visualizan como el presidente de un período de transición “que resuelva el desastre que está dejando Macri”.  De todas formas, como reconoció uno de los participantes del mitin, si CFK llegase a candidata y en un escenario de ballottage “no tenemos duda, la votamos a ella aunque en su gobierno nos maltrató”.

El único nombre que Lavagna no pronunció durante la reunión fue el del presentador televisivo Marcelo Tinelli. Sin embargo, entre los participantes del encuentro todos coincidieron en que Tinelli debe ser el candidato de este espacio para competir por la gobernación de la provincia de Buenos Aires. “Es el único que puede ganarle a (María Eugenia) Vidal”, aseguraron.

Fuente: Página 12

También te puede interesar